Internacional

publicidad
30 de abril de 2013 • 11:29

Un policía muerto y 5 heridos en protesta por minera en oriente de Guatemala

 

Un policía murió y otros cinco resultaron heridos en una protesta contra una empresa minera que opera en el departamento oriental de Santa Rosa, informó hoy el ministro guatemalteco de Gobernación (Interior), Mauricio López.

Los hechos se registraron entre la noche del lunes y la madrugada de hoy en una comunidad del departamento de Jalapa, también en el oriente, donde los pobladores retuvieron a 23 policías, precisó el funcionario.

Detalló que los manifestantes desarmaron a los agentes y, cuando otro contingente se dirigía a rescatarlos, abrieron fuego contra ellos y un policía falleció debido a un impacto de bala en el pecho.

Otros cinco agentes fueron heridos por esquirlas, posiblemente de granada o de escopeta, agregó.

López señaló que las fuerzas de seguridad lograron rescatar a los 23 policías que habían sido retenidos, pero aclaró que las armas aún están en poder de los pobladores, que también destruyeron tres autopatrullas y varias viviendas.

El ministro responsabilizó directamente de los hechos a Rudy Pivaral y a Roberto González, éste último dirigente del Parlamento indígena Xinca del oriente de Guatemala.

Explicó que Pivaral es el líder de las protestas contra la mina San Rafael Las Flores que opera en Santa Rosa, y González del movimiento que retuvo al grupo de policías que iba a desbloquear la carretera donde se realizaba la protesta desde el lunes.

Aseguró que ya presentaron la denuncia ante el Ministerio Público por el "secuestro" de los policías, por la muerte del agente y las heridas que sufrieron los otros cinco.

El viceministro de Gobernación, Edy Juárez, quien se presentó en el lugar de los hechos, explicó a una radio local que pobladores de Santa María Xalapán (Jalapa) prácticamente capturaron a los 23 agentes, entre ellos una mujer, en protesta por no haber sido incluidos en los beneficios económicos que otorgará la minera a varias municipalidades.

Alrededor de 3,4 millones de dólares serán distribuidos entre siete ayuntamientos de Santa Rosa y Jutiapa que están cerca de la mina, según un acuerdo suscrito por la empresa y el Gobierno.

"Esta no es una protesta pacífica, están cometiendo delitos", dijo el viceministro.

El pasado fin de semana, al menos siete habitantes del municipio de San Rafael Las Flores fueron heridos de bala por guardias de la mina, pero ninguno de ellos de gravedad.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.