Colombia

publicidad
10 de agosto de 2011 • 10:44 • actualizado a las 11:22

Denuncian irregularidades en compra de equipos del Ejército

 

La investigación esta vez es en contra del Comando del Ejército por irregularidades en una futura compra de repuestos. Según la denuncia publicada por la FM, estarían en juego alrededor de ocho millones de dólares, es decir, cerca de 14.500 millones de pesos.

El escándalo comenzó el pasado 8 de julio, cuando el sector de contratación del Ejercito Nacional convocó, de manera directa, a siete firmas colombianas y extranjeras que comercializan con estos visores para participar en la oferta de este tipo de productos.

La principal irregularidad es la invitación directa de esas empresas, ya que la mayoría de repuestos son importados y varias de las firmas convocadas no alcanzan a cumplir con la reglamentación especial para que este tipo de producto entre al país, y más tratándose de material exclusivo de las fuerzas militares.

"Algo huele muy mal en este proceso,  es como si la contratación ya estuviera pactada, y antes de que salieran a hacer la invitación, ya la hubieran negociado con una firma en particular, para que pudiera preparar con meses de anticipación las muestras y la oferta completa para que solo esta pudiera cumplir, y de esta manera poner en aprietos a los otros oferentes para que de entrada sean descalificados", explicó un experto en contratación, que pidió la reserva de su nombre.

Otra advertencia es que "hay que tener en cuenta que los fabricantes de los tubos intensificadores de imagen elaboran sus productos solamente sobre pedidos, teniendo como base las especificaciones técnicas que exige el comprador, y al verificar la solicitud de la oferta, se puede comprobar que solo se están dando unas semanas para traer al país estos elementos, y eso, dentro de la legalidad,  es absolutamente imposible”.

En este sentido el analista de contratación señaló que se presentan dos escenarios: “uno, que hay empresas que por circunstancias desconocidas ya tendrían el material listo en el país o sea que conocían con mucha antelación la compra, y dos, que se estaría incentivando a traer de contrabando el material exigido como muestra".

Otro tema que despierta sospechas en esta contratación es la fecha y el método de entrega de la totalidad de los repuestos ofertados. El plazo máximo para entregar los repuestos y tubos intensificadores es el 12 de diciembre de 2011, con una entrega parcial del 60 por ciento para el 25 de noviembre.

De acuerdo a los expertos, estas exigencias están por fuera de la realidad, ya que el tiempo para la entrega de los suministros es muy corto para que cualquier proveedor realice los trámites legales para la entrega:

Denuncias de las empresas

Cinco de las siete empresas invitadas a participar en la oferta de visores nocturnos también expresaron su inconformidad con el proceso de contratación, ya que de entrada se sienten descalificadas para participar en este.

En un documento con fecha del 22 de julio de 2011, la empresas manifestaron que "como quiera que es nuestra intención suministrar al ejercito tubos intensificadores de imagen de tercera generación, a pesar de contar con una competencia desleal de compañías que van a ofrecer tubos de imagen de segunda generación, con unas especificaciones técnicas de hace 20 años, debidamente amparados por lo exigido en la norma reciente, solicitamos ampliar el plazo de entrega de los repuestos de manera que podamos entregar el 40 por ciento el 23 de diciembre y el total de los repuestos en 180 días contados a partir de la fecha de expedición por parte del ejercito".

Otra de las inconstancias que las firmas expresaron dentro de su comunicación fue que “el hecho que la licencia de exportación otorgada por el departamento de estado de los estados unidos demora aproximadamente 90 días , ya que estos elementos se encuentran controlados de acuerdo al reglamento del tráfico internacional de armas, y teniendo en cuenta que la fecha probable para la firma del contrato el 29 de agosto, sería imposible para nosotros cumplir el plazo de entrega”.

Por su parte, el ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, informó que la licitación queda suspendida hasta que las condiciones del proceso de oferta y compra se aclaren.